Haga clic aquí para integrar los botones de redes sociales. Tenga en cuenta que a través de estas funciones podrán transferirse datos relativos al usuario a terceros. Haga clic aquí para integrar los botones de redes sociales. Tenga en cuenta que a través de estas funciones podrán transferirse datos relativos al usuario a terceros.

¡Bienvenidos en el castillo Hochosterwitz!


Desde hace 470 años el castillo Hochosterwitz se encuentra en la propiedad de la familia Khevenhüller. En 1541 fue transferida por el emperador en primer lugar en calidad de derecho prendario al Capitán regional Christoph Khevenhüller y en 1561 pasó a la propiedad del Capitán regional barón Georg Khevenhüller quien lo ampliaría entre 1570 y 1586 hasta darle su aspecto actual antes de morir en 1587. En su testamento que podrán ver tallado en piedra en el castillo hace constar que había construido el castillo para el bien y la protección del pueblo. Pide a Dios Todopoderoso que haya siempre descendientes masculinos en la familia Khevenhüller que cumplieran sus deseos y mantuvieran el castillo para este fin. Georg Khevenhüller era mi abuelo por 16 generaciones. Ahora, después de la muerte de mi padre, el príncipe Max Khevenhüller-Metsch, en primavera de 2010 he asumido la honrosa tarea de continuar este legado. Con el apoyo de mi esposa, la condesa Lelia, y mis cuatro hijos, pero también con la ayuda de nuestro personal queremos dar todo lo que esté en nuestro poder para seguir manteniendo abierto este castillo único para Ustedes y para hacerlo tan atractivo, para que cada visita se convierta de nuevo en un acontecimiento. El precio de entrada que ha abonado se utiliza exclusivamente para el mantenimiento de este patrimonio cultural. Sin sus entradas no podríamos mantener el castillo abierto y tendríamos que dejarlo al abandono. Ayúdenos para que esta tarea sea posible. 



Estimados huéspedes

La temporada 2011 va tocando fin. El día uno de noviembre el castillo Hochosterwitz volverá a cerrar sus puertas y comenzará a “hibernar”.  ¡Quisiera dar las gracias a todos los huéspedes que nos han vuelto a visitar este año!  El precio de entrada que Ustedes han pagado nos permite mantener el castillo y tenerlo abierto para Ustedes.  Como museo privado prácticamente no recibimos subvenciones de las instituciones públicas, así que el mantenimiento del castillo Hochosterwitz tiene que financiarse de forma prácticamente exclusiva con sus aportaciones para el mantenimiento (entradas). En el nombre de nuestra casa, pero también en el nombre de nuestro personal, un caloroso agradecimiento.

Numerosos eventos bonitos han caracterizado también la temporada 2011. La exposición artística única bajo el lema “CELESTINA, quien vive de forma frívola caerá en la perdición" ha vuelto a motivar a prestigiosos artistas a presentar sus obras.  La colección única de 62 obras de Pablo Picasso constituyó la base para la nueva interpretación de la CELESTINA por parte de Alejandro Decinti, Rafael Ramirez, Antonio Maro y Lorenz Friedrich. Por esta vía quiero dejar constancia también de mi agradecimiento a los artistas por sus aportaciones, así como a los propietarios de los grabados de Picasso por sus préstamos.

Aparte de la exposición, durante todo el verano nos han acompañado los días de los caballeros medievales, el día del padrón, la fiesta infantil, pero también conciertos, paseos bajo la luz de la luna y veladas literarias. En nuestro nombre, pero también en el nombre de numerosos huéspedes damos las gracias a todos los intérpretes, actores y músicos por sus representaciones. 

Si algún que otro visitante hubiese quedado decepcionado con su visita, rogamos nos lo comunique para que podamos trabajar con el fin de subsanar los defectos o puntos débiles. En nuestro álbum de visitantes tienen la posibilidad de hacer su aportación en este sentido. Pero también pueden ponerse en contacto con nosotros de forma personal en la dirección de correo electrónico info@burg-hochosterwitz.com  o mandarnos una carta.

Para el año que viene volvemos a tener muchos proyectos. Durante el verano habrá otra interesante exposición para acompañarnos. Y numerosos eventos culturales y musicales darán calor a nuestros corazones.

¡Nuestro equipo les desea un buen invierno, salud y alegría para su vida diaria! Esperamos poder volver a darles la bienvenida en nuestra casa el año que viene.  Recomiéndenos a sus amigos y conocidos, porque no deben olvidarlo: Sólo gracias a Ustedes, estimados visitantes, podemos mantener el castillo abierto. Si fallasen los visitantes tendríamos que cerrar las puertas de este bello monumento emblemático de Carintia. 

Con cordiales saludos,

 

Su castellano